Historia

“En la primavera de 2011, compré una piscina desmontable. Resultó que 2011 fue un año con una primavera y otoño más o menos agradable y un verano frío. No era el mejor año para la piscina. Pero mis hijos siempre querían nadar. Ya que vengo del mundo de la agricultura pensé que sería una buena idea ponerle una carpa de plástico. En los invernaderos en Holanda, las temperaturas desde abril hasta septiembre suelen ser de más de 25 grados, también cuando no hay sol. Como teníamos la piscina montada cerca de árboles ponerle una carpa iba a ser una solución contra la suciedad y así ya no teníamos que limpiar la piscina todos los días”.

 

“Vecinos, amigos y conocidos lo vieron y me dijeron que tenía que poner esta idea a la venta”

 

“La primera versión de la carpa no fue tan buena, la construcción y los materiales eran mejorables, pero estaba claro que la idea era buena. Durante meses, nuestra piscina era el lugar de encuentro para mis hijos y sus amigos. Empecé a mejorar el diseño y así nació la idea para crear SunnyTent. Más adelante resultó que también se podía usar para cubrir el trampolín, el arenero y el huerto, entonces decidimos seguir adelante perfeccionando la carpa y comercializarlo. El nombre de SunnyTent me pareció el más adecuado”.

 

SunnyTent prototype

 

 

“Los niños pasan mucho tiempo dentro, mirando la tele y jugando en el ordenador. A mi me parece importante ofrecerles la oportunidad de jugar fuera, apoyando el desarrollo de sus cuerpos sanos. Soy padre de 4 hijos y ¡estoy muy contento con el SunnyTent!”

Dusfruta de tu SunnyTent!
Un saludo cordial, Anton Kleemans